Comparador

Si estás buscando un robot aspirador para limpiar tu casa, probablemente habrás visto multitud de rankings y comparativas.

Comparador

En esta web puedes encontrar algunas de ellas, como el análisis sobre el mejor robot de alta gama del mercado en 2019, la comparativa de los mejores robots aspiradores baratos, el artículo sobre los 30 robots más vendidos, por gamas de precios, o la lucha de titanes entre tres súper ventas, la Conga 3090, la Xiaomi Vacuum 2 y la Roomba 980.

Todas estas comparativas te hablan de modelos concretos. Excelentes robots, muy vendidos, pero son los que ha elegido el editor.

Por eso, en Mi Aspiradora hemos querido ir un poco más allá. ¿Qué tal si te haces tú mismo la comparativa?

Para ello, te invitamos a ir a nuestro comparador. En él podrás seleccionar los robots según diversos parámetros, y comparar los que más te gusten.

A partir de ahí como siempre, la decisión es tuya. Ya sabes, nosotros analizamos, tú eliges.

Cómo funciona el comparador

En cada robot puedes ampliar la información pinchando en la imagen. Te saldrá un texto emergente “Detalles”, y podrás entrar a la ficha detallada del producto.

Ir a Detalle de producto en el comparador

Para buscar un robot, puedes utilizar los campos de filtro (marca, navegación, fregado…).

Pinchando en ellos, se te desplegarán las distintas opciones para cada uno. Una vez marcadas, el buscador seleccionará los robots correspondientes.

Cada vez que se activa algún filtro, aparece el botón de “borrar todos” arriba a la izquierda, que te permite eliminar todos los filtros de la búsqueda, para que vuelvan a aparecer todos los productos.

Selección en el comparador

Una vez que has filtrado las características que te interesan, puedes pinchar en la esquina superior derecha de los robots deseados, donde pone “comparar”, y el triángulo pasará del color azul al fucsia. Cuando pinches en el segundo robot, te saldrá un mensaje en la parte superior, indicándote los robots que quieres comparar.

Puedes seguir añadiendo robots a la comparativa. En este ejemplo, hemos añadido cuatro robots. El mensaje te indica cuáles estás confrontando.

Comparar 4 robots

Una vez que le damos a comparar, nos mostrará las características de los robots que hemos seleccionado, frente a frente.

Detalle de la comparativa

Si lo deseas, puedes regresar a la pantalla inicial, pulsando en el texto de la parte superior izquierda “Regresar al comparador”.

Qué características tener en cuenta para elegir un robot

Precio

Una de las primeras cuestiones a la hora de elegir un robot es el rango de precios en el que nos movemos. Esto no nos permitirá decidir, pero supone una limitación.

Evidentemente, no es lo mismo un robot de 100 euros que uno de 800, y normalmente, un precio más elevado implica un mayor nivel de prestaciones, aunque no siempre es así. También influyen aspectos como el posicionamiento de la marca o las posibles ofertas que haya.

En el buscador, dispones de 5 intervalos: los robots de menos de 100 euros, entre 100 y 200, entre 200 y 300, entre 300 y 600 euros, y más de 600 euros.

Gama

A mayores de la diferenciación por precio, hemos creado varias subcategorías para dividir a los robots por gama, diferenciándolos en gama básica, gama media y gama alta.

La gama está relacionada con el precio y con las prestaciones del robot. De esta manera, normalmente un robot de gama básica será barato, y uno de gama alta será de precio más o menos elevado.

Pero también puede haber, por ejemplo, robots a precios asequibles que se metan en la gama media, porque ofrecen un buen nivel de prestaciones, o robots con precios más o menos elevados que no disponen de características avanzadas, por lo que se quedan en la gama básica.

Lo mismo sucede entre las gamas media y alta; hay robots que situándose en un rango medio de precios, están cargados de tecnología y ofrecen prestaciones muy elevadas, por lo que se encuadran en la gama alta; mientras que otros robots, aun teniendo precios superiores, no incluyen características de alto nivel, por lo que se quedan en la gama media.

Marca

La marca es un criterio importante para muchos compradores. Algunas marcas se han labrado una posición en el mercado a lo largo de los años, y no por casualidad.

Al tradicional líder del mercado mundial, Roomba, se han unido en los últimos tiempos otras marcas, como Conga, Deebot, Xiaomi o Roborock, por ejemplo, que ofrecen aparatos eficaces y eficientes a precios muy competitivos.

Sistema de navegación y mapeado

Uno de los aspectos importantes, que marca diferencias a la hora de elegir un robot, es su sistema de navegación.

Los robots más básicos tienen una navegación de tipo aleatorio, en la que el robot va tomando decisiones en tiempo real, en función de lo que se va encontrando en su trayectoria, y trazan rutas siguiendo patrones que mezclan líneas rectas con diagonales y otros movimientos, sin un sentido aparente. De esta manera, aunque es posible que hagan un buen trabajo, no es demasiado eficiente y quizás no lleguen a limpiar toda la superficie.

Otros robots incorporan sensores infrarrojos, que les permiten anticiparse a los posibles obstáculos, por lo que su navegación es más fluida, son más rápidos limpiando que los primeros.

En las gamas medias y altas ya con sistemas de navegación más avanzados, que permiten al robot construir un mapa de la estancia y así limpiar la totalidad de la superficie, de forma ordenada y sistemática.

Existen básicamente tres sistemas de mapeado, los basados en giroscopio, los que utilizan una cámara, y los que disponen de un sensor láser.

Los que utilizan el giroscopio proporcionan un buen resultado, a un precio muy ajustado. El giroscopio es una especie de brújula digital, que permite al robot saber por dónde ha pasado y por dónde no lo ha hecho.

No es tan preciso como los otros sistemas y no es predictivo, ya que el robot no se anticipa a los posibles obstáculos, pero funciona razonablemente bien y es una tecnología asequible, lo que permite que haya muchos robots con este sistema que se sitúen entre 150 y 300 euros.

Los robots con cámara suponen un avance, ya que no solo mapean con bastante precisión, sino que su navegación puede ser predictiva, es decir, pueden anticiparse a los obstáculos, de manera que se mueven con fluidez. En este grupo hay robots de gamas media y alta, dependiendo de las prestaciones que incluyan y el rango de precios en que se ubiquen.

Por su parte, los robots con navegación láser disponen de la tecnología más avanzada y precisa. Su navegación también es predictiva, con un alcance de varios metros, y pueden limpiar en la oscuridad, a diferencia de los modelos equipados con cámara.

La tecnología láser es la más utilizada en trabajos de precisión (arquitectura, medicina, etcétera), donde se requiere una gran exactitud, por lo que el mapeo láser es el más fiel a la distribución real de la casa.

Número de mapas

Dentro de los robots que disponen de mapeado, podemos distinguir entre aquellos que no guardan el mapa y los que sí lo hacen.

Los primeros van mapeando a medida que avanzan, y nos pueden incluso mostrar el avance en un mapa en la aplicación, pero no almacenan esta información, por lo que no la pueden utilizar en posteriores limpiezas. Cada vez que limpien, iniciarán un nuevo mapa.

Los robots más avanzados permiten guardar el mapa del hogar. De esta manera, podemos acceder a funciones avanzadas, como la limpieza de zonas, la creación de áreas restringidas (a las cuales el robot no accederá) o la limpieza por habitaciones.

Si tu vivienda tiene más de una planta, o si quieres utilizar el robot para limpiar más de una casa, te puede interesar un robot con capacidad para guardar más de un mapa.

Potencia de succión

Lejos quedan ya los tiempos en que los robots aspiradores eran aparatos con una escasa potencia de succión. Hoy en día, la gama básica se suele mover entre 600 y 1.200 Pascales, cifras suficientes para una limpieza aceptable, si bien hay modelos que superan estas cifras y alcanzan unos notables 1.400-1500 Pascales.

Por su parte, la gama media parte de unos 1.000-1.200 Pascales, y sus cifras pueden prácticamente equipararse a las de la gama alta en muchos casos (como muestra, la Conga 1690 Pro, que con sus 2.700 Pascales se sitúa en lo alto del escalafón), lo cual quiere decir que podemos encontrar ya robots muy potentes a un precio medio.

Dentro de la gama alta, podemos encontrar un buen puñado de robots con potencias superiores a 1.700 Pascales, cifras que garantizan un excelente trabajo en la limpieza del hogar.

Manejo mediante app

Una posibilidad que se está incorporando a la gama alta y cada vez más, a la gama media. El control a través de una aplicación hace posible manejar el robot desde donde queramos y cuando queramos, lo que nos otorga una gran versatilidad.

Además, nos permite el acceso a una gran variedad de funcionalidades, y hace posible que se vayan incorporando diversas mejoras con el tiempo.

Órdenes de voz

Otra opción que cada vez poseen más robots. La comodidad de controlarlos mediante órdenes de voz (habitualmente, a través de Alexa y/o Google Home), mediante comandos sencillos para poner al robot a limpiar, detenerlo o enviarlo a la base de carga, por ejemplo.

Fregado

Muchos robots no incluyen mopa y fregado, y no pocos usuarios se decantan por este tipo de aparatos, ya que no les interesa que el robot friegue. Sin embargo, también conviene reseñar que esta funcionalidad permite una mayor comodidad, además de un ahorro en tiempo y en espacio, ya que podemos hacer toda la limpieza del hogar con un solo aparato.

Además, la mopa permite al robot capturar más suciedad, contribuyendo a desincrustarla si está pegada; y si la impregnamos con un poco de líquido para mopas, podemos conseguir unos suelos brillantes y perfumados.

Limpieza por habitaciones

Una de las prestaciones que ofrecen algunos robots, habitualmente de gama alta, es la posibilidad de marcar directamente en el mapa y/o programar el robot para que limpie una o varias estancias de la casa.

Para ello, se requiere que el robot sea capaz de guardar mapas, y que interprete las estancias como habitaciones (normalmente, se puede modificar el dibujo que crea el robot, fusionando o dividiendo). Una vez que tenemos el mapa dividido en estancias, se le puede indicar al robot cuál o cuáles limpiar.